Inicio / Sobre el Huerto Ecologico /

Sobre el Jardín Comestible – Mi Huerto Ecológico

Sobre el Jardín Comestible – Mi Huerto Ecológico

by Lula

Un jardín comestible, sí, puedes crear en casa y por ti mismo un espacio encantador para cosechar productos sanos y ecológicos.

Hay distintas maneras de practicar la hortofritucultura y la jardinería, o sea, el huerto y el jardín, según los  objetivos, valores y medios de quienes se emplean en ello. Así, se puede desarrollar la agricultura:

  • de manera convencional, que es intensiva, agresiva y contaminante, cosa que aquí evitamos;
  • con convicción ecológica, comprometidos con el cuidado del medio ambiente, como los sistemas de agricultura ecológica;
  • de un modo más filosófico y espiritual, como es la agricultura biodinámica;
  • e incluso aún se puede llevar a cabo de un modo más completo, como es la Permacultura, que engloba los principios medioambientales, sociales y éticos, de una manera más integral e involucrada. Es decir, de un modo sostenible.

Qué es un jardín comestible.

Un jardín comestible es, eso, un jardín en el que se cultivan vegetales comestibles. A su vez, estos van asociados con flores y plantas aromáticas que, además de ajardinarlo y embellecerlo, lo protegen, aromatizan y complementan. Algo así como un huerto alegre y fragante adornada con el variado color de las flores.

Un dos en uno, y es que no tenemos por qué separar el jardín de la huerta, ni la huerta del jardín.

Todos podemos tener nuestro propio jardín comestible. Para eso tendríamos que disponer  de algo de tierra, si bien, existen otras opciones como la de compartir la tierra ayudando a un vecino, alquilar un huerto urbano o rural, huertos comunitarios, o bien, hacerlo en el balcón, terraza o patio, lo que se conoce tan popularmente como un maceto-huerto.

Como ideas, el alféizar de la ventana también da para una o dos huerto-jardineras, o unas botellas o garrafas colgando en la pared, o en unas canaletas de agua que ocupan poco sitio, como los jardines verticales de moda que aprovechan y ahorran espacio, unos sacos de rafia reciclados… Alternativas hay, seguro, aún en un pequeño apartamento.

Preparando el semillero de remolacha, la sembraremos en asociación con los ajos y las lechugas en mi huerto ecologico.

Preparando el semillero de remolacha ecológica, la sembraremos en asociación con los ajos y las lechugas.

Visto así, parece asequible tener al menos un mini “Edible Garden”, como se conoce en inglés.

Pues si ya habéis analizado cuál es vuestra mejor opción, puedo contaros un poco desde mi experiencia, a ver si os animáis a cultivar vuestro jardín comestible. Esta experiencia que os digo no es otra que la observación y práctica desde la infancia, la rectificación en resolución de errores y la reproducción de éxitos, ¡claro que sí! Por supuesto, también me he documentado mucho, me encanta leer sobre la naturaleza, la huerta, la ecología, la autosuficiencia. Y algo muy digno y gratificante que os sugiero es consultar, escuchar y charlar con experimentados cultivadores.

Os voy contando algo. Mis inicios vienen del campo de mi padre, quien en su terrenito en la sierra sembraba los cultivos típicos del verano, a veces con más éxito, y otras con inevitables pérdidas. A mí eso me fascinaba, ver crecer la verdura desde sus inicios y luego encontrarlos en el plato. Sin embargo, no me atraían mucho los huertos comunes, tan estructurados, demasiado intervenidos. Me parecían monótonos, aburridos y sin personalidad, sin arte. Les faltaba algo, había un vacío,  y es que no los sentía muy naturales.

Por un tiempo, dejé de curiosear en la huerta e hice más migas con las flores, me dediqué al jardín típico que se suele conocer, con césped, algunas flores y un columpio. Me parecía más decorativo, variado y en esos tiempos podía hacerlo casi desde cero, me lo planteé como mi proyecto personal.

Pasado un tiempo, tras un intenso bagaje en la observación de la vida urbana, veloz y enferma, torné mis planteamientos fundiendo mis experiencias vividas aquí y allá y comencé a dar un cambio a mi jardín. Uno de ellos, porque por donde iba viviendo me llevaba y me hacía de mis plantitas y mini jardín, si acaso. Ufff, cosa difícil eso de marcharte a otro lugar y dejar tus plantas, tu suelo maduro, tu diseño, un pedacito de ti… y a empezar de nuevo desde cero. Porque mi jardín soy yo, y yo soy mi jardín.

Mismamente, aquí estoy otra vez, creando mi quinto jardín. Ya llevo dos años dándole forma y creando suelo, mas sé que no es el definitivo. Pero aún así me entrego porque es parte de mí, de mi presente, pasado y futuro.

Hace ya más de una década que me vengo  introduciendo en la cultura ecológica y autosuficiente de manera independiente y según mis recursos. Hay quien prefiere tener los ojos muy abiertos ante a los que nos exponen los intereses de las grandes empresas y los gobiernos infames.  La verdad es que espanta y cansa descubrir tantas atrocidades, por lo que trato de ser más consciente de aquello que me rodea y dirigir más sanamente mi hogar y mi vida.

Probado tengo que de estas cosas no se puede hablar con todo el mundo, bien por ignorancia, por comodidad, dejadez; bien por miedo u otras razones. Hay gente que no quiere saber, no quiere escuchar, no quiere ver lo que hay “disfrazado” en su entrono, ni cómo sus vidas son manipuladas sin ser conscientes de ello.

Por eso sólo lo comparto con gente como vosotros, que por alguna razón habréis llegado hasta este lugar divulgativo, el de Lula.

Edible Garden

Jardín comestible o Edible Garden, por si queréis saber cómo se conoce en inglés.

Venga pues si queréis ir teniendo ya vuestro Edible Garden en casa, aquí os dejo una idea para los más lanzados, mientras voy publicando más cositas para seguir aprendiendo y concienciándonos.

En una maceta grande, de unos 40 litros de capacidad, podéis plantar una tomatera acompañada de albahacas y tagetes, por ejemplo. A esto se le conoce en agricultura ecológica como “Asociación de Cultivos”. Significa que, para disfrutar de unos deliciosos tomates en verano y aprovechar bien el espacio, los nutrientes, el calor de la tierra y el agua, vamos a cubrir todo el suelo con albahaca y tagetes. De esta manera se pretende reducir la evaporación excesiva de humedad y mantener una temperatura más o menos estable y adecuada. Por tanto, que todo el suelo esté bien cubierto de vegetación, sino con paja u hojas secas a modo de acolchado.

La albahaca (Ocimun basilicum) es una planta aromática que, además de proteger al tomate contra la mosca blanca y el pulgón, atrae a insectos aliados al cultivo, cubre la tierra bajo las tomateras reduciendo la evaporación del agua y protegiendo a los organismos beneficiosos que habitan la siembra. También aporta un rico aroma en el jardín, unas hojas de frescor en los platos y ahuyenta los mosquitos.

Los tagetes (Tagete erecta) tienen unas flores preciosas de colores entre amarillos y anaranjados que atraen también a insectos polinizadores. Sus pétalos son comestibles,  adornan y aromatizan las ensaladas. En el huerto, sus raíces labran la tierra y repelen los gusanos o nematodos.

El resultado es un jardín comestible equilibrado, fructífero, aromático y colorido, que no es poco. Ya tienes tu mini jardín comestible en casa, ¡qué lo disfrutes!

Podemos hablar de más cosas, sobre el compostaje, para aprovechar los desechos de la cocina; sobre tener huevos sanos de gallinas criadas en casa; sobre el suelo o los sustratos para plantar, las herramientas necesarias, la influencia de la luna en la horticultura, la recolección y conservación de un banco de semillas ecológicas, del riego, del tratamiento biológico de las plantas y sus enfermedades. Hay de qué hablar.

Ya os contaré más, según las temporadas. Y, por supuesto, seguiremos con el jabón.

Un saludo,

Lula

jabonjabonlula.com

 

Sobre el Jardín Comestible – Mi Huerto Ecológico

Compartir este artículo

comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información

error: Content is protected !!